Adán Chávez

28.ago.2016 / 12:39 pm / Haga un comentario

Adán Chávez Frías

@Adan_Coromoto

Chavez4-540x360

Así como el artículo anterior lo terminaba con contundentes afirmaciones  del Gigante Hugo Chávez, ahora quiero comenzar con otras que también él pronunció, precisamente para continuar profundizando y debatiendo sobre el flagelo del reformismo, que atenta peligrosamente contra lo que con tanto esfuerzo ya se ha construido.

Chávez dijo: “alejémonos del reformismo. Yo seguiré la dirección de la revolución radical socialista hasta que me toque. Es mi tarea y así  la asumo y pido a todos que nos radicalicemos, lo que no tiene nada que ver con la irracionalidad, sino con profundizar el proceso desde las raíces del movimiento, por lo que seamos radicalmente honestos, radicalmente revolucionarios, radicalmente bolivarianos, radicalmente patriotas”. Agrego puntualmente…seamos radicalmente chavistas.

Precisamente, hablando de la irracionalidad de algunos, el presidente Nicolás Maduro, desde que inició la misión que le encomendó Hugo Chávez y que fue respaldada por la mayoría del pueblo venezolano, ha venido siendo cuestionado por miembros de nuestras propias filas que lamentablemente han caído en la crítica destructiva, catalogándolo de reformista, de haberse equivocado en las acciones políticas y hasta de no ser garante de la preservación del legado de Chávez. Siempre hemos dicho, bienvenida la crítica con fundamentos y basamentos, para construir, para aportar, para agregar valor a lo que se viene haciendo, de cara al fortalecimiento del sistema socialista, pero lamentablemente estos “camaradas” han cometido el error de generar señalamientos insanos, haciéndole finalmente, el juego a la derecha.

El hijo de Chávez, Nicolás Maduro, ha sabido enfrentar con entereza este reto de continuar enrumbando al país hacia la consolidación del Socialismo Bolivariano. Ese socialismo que es  nuestro y que no busca parecerse a ningún otro, que tiene sus especificidades, pero que, en su esencia, busca igualdad y justicia social como otras revoluciones del mundo. Todo lo contrario a esas críticas destructivas, Nicolás se ha encargado de ser radical, tal como lo dijo Chávez en su momento. En estos tiempos de guerra no convencional, la Revolución Bolivariana, viene haciendo importantísimos esfuerzos por radicalizar acciones que coadyuven, no solo a derrotarla, sino también a terminar de destruir ese estado burgués heredado, para que termine de nacer el verdadero estado socialista.

La batalla contra la guerra económica, esencialmente busca eso, radicalizar la revolución y transformar de raíz los procesos que movilizan el aparato productivo del país. En medio de todos estos ataques desmedidos, vemos cómo innovadores niveles organizativos de nuestro pueblo se vislumbran como sistemas permanentes de funcionamiento en áreas económicas y sociales. Me refiero a los Comités Locales de Abastecimiento y Producción (CLAPs), solo por hacer mención a una de las tantas acciones que, de forma clara y evidente, no buscan reformar, sino  transformar. El PresidenteMaduro ha decidido fortalecer dichos comités, a través de la Gran Misión Abastecimiento Soberano (GMAS), misión cívico-militar que en esta coyuntura se ha convertido ya en columna vertebral en defensa del legado de Chávez.

Es entonces, con acciones como estas que combatimos las corrientes reformistas que intentan frenar  o desviar nuestros objetivos. En estos momentos de definiciones, no hay cabida para las medias tintas. El enemigo sigue amenazando con acabar con nuestra revolución y ante ello, nuestras decisiones deben ser radicales. Esa disputa entre Reformismo y Revolución, se resolverá definitivamente, tomando palabras de Lenin: “…cuando la revolución proletaria agudice todos los problemas en litigio y concentre todas las discrepancias en los puntos de importancia más inmediata para determinar la conducta de las masas, obligando a separar, en el fragor del combate, los enemigos de los amigos, a echar por la borda a los malos aliados, para asestar los golpes decisivos al enemigo”.

Es por ello, que debemos seguir apostando por la concreción de nuestro socialismo, fortaleciendo nuestra conciencia a toda prueba de desviaciones ideológicas, alimentando nuestro espíritu de lucha, con ánimo para seguir en la batalla y con la seguridad que alcanzaremos definitivamente, la victoria plena, emancipadora y soberana, hacia ese mundo mejor al que todos aspiramos.

nicolas-maduro-adan-chavez-fidel-ernesto-vasquez maduro_614215244371 (640x427)

No al reformismo!!

Los apátridas no volverán!!

El presente es de lucha, el futuro nos pertenece!!

Hasta la Victoria Siempre!!

Venceremos!!

Barinas, 28 de agosto de 2016.

 

Hacer un comentario.




Los comentarios expresados en esta página sólo representan la opinión de las personas que los emiten. Este sitio no se hace responsable por los mismos y se reserva el derecho de publicación.

Aquellos comentarios que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto y/o que atenten contra la dignidad de una persona o grupo social, este sitio se reservará el derecho de su publicación. Recuerde ser breve y conciso en sus planteamientos.